Filosofía

Este virus nos ha pegado fuerte, pero no tanto como para destruirnos por completo. En realidad, no todo lo que nos ha traído ha sido negativo. Durante la cuarentena también han pasado, y están pasando, muchas cosas buenas.

Nuestros valores han sido agitados y se ha modificado el orden de los mismos.

En esta crisis, ha aflorado lo mejor de cada uno de nosotros. La solidaridad, la responsabilidad y la empatía han tomado la palabra. Se ha creado una auténtica pandemia de valores, la cual no queremos que se olvide.

Un paseo por la playa, unas cañas con amigos, el abrazo de tu ser querido...

Son muchos los momentos cotidianos que pasan desapercibidos, por el simple hecho de creer que estarán ahí para siempre. Pero, hemos aprendido que podemos perderlos y eso nos ha hecho mejores.

Nuestra misión es hacer perdurar esta enseñanza y hacer de ella un movimiento social sin precedentes.

Mucho que pensar y mucho por cambiar.

El mundo post-Covid va a ser diferente, pero seguro que también más maravilloso.